Aparador vintage

Tener un aparador vintage será tener un pedacito de época en tu casa. Seguramente tu abuela o tu madre en alguna parte de la casa tenían un aparador vintage, el cual hoy te trae muchos recuerdos y emociones. Por eso no debes dejar de tener uno en tu casa, más allá que decoran, nos recuerdan buenos momentos.

Aquí te daremos unos pequeños consejos o ideas de cómo elegir tu aparador ideal según el tamaño, diseño y colores que quieras. Además te ayudaremos a decidirte si deseas que tenga cajones, vitrina o ambos, según los usos que le quieras dar o que quieras guardar en ellas, dependiendo si es vajilla o trofeos, retratos y floreros.

Que el aparador vintage sea más que un mueble para guardar cosas, que sea decoración, que sea alegría y buenos recuerdos en tu día a día para compartir con tu familia y amigos. Que sea más que un aparador, que sean momentos.

¿De madera? ¿De muchos colores? ¿Con estilo rústico?

No hay un solo estilo de aparador vintage, de hecho si buscamos en internet veremos que hay realmente muchísimos modelos, uno más bonito que el otro. Es por ello que acá te aconsejaremos como combinar y elegir los colores o diseño de tu aparador vintage según los colores de tu casa, o en si el estilo de aparador que quieras elegir.

La mayoría de los aparadores vintage están hechos de madera, algunos simplemente quedan con su madera original y otros en cambio son pintados de diferentes colores para darle otro estilo un poco más moderno y colorido. En caso de que te guste lo colorido, podrás elegir si quieres todo dentro de una misma gama de colores o lo quieres de muchos.

En cuanto al aparador vintage de madera tradicional, siempre se le suele tener un detalle rustico, haciendo que la madera parezca desgastada o usada por el paso el tiempo, esto es apenas un detalle pero realmente le da un efecto que queda muy bonito y hace al ambiente más acogedor. Recuerda que si eliges un aparador de madera, no solo vienen en muchos tipos sino que también en muchas tonalidades, hay maderas super claras y otras mucho más oscuras, esto ya dependerá de tu gusto.

Si en cambio deseas un estilo vintage rustico pero colorido, también hay muchos diseños y estilos para ti, puedes elegir un aparador vintage colorido en su totalidad, o, solo que tenga algún detalle en color como pueden ser las manijas, algún cajón o alguna puerta. En caso de que te hayas decidido por tener algo de color en tu aparador, debes elegir si vas a querer solo un color o varios colores.

En caso de que te hayas decidido por un aparador super colorido, podrás elegir entre dos opciones: la primera es elegir un color base y dentro de esa gama ir variando entre tonos mas bajos y mas altos de un mismo color, por ejemplo si elegimos color rosa: rosa, rosa bebe, fucsia, rosa viejo, etc. O, si elegimos muchos colores, generalmente ya viene un mix prediseñado que queda muy bonito y combina, así que dentro de todo lo colorido podrás elegir el que más te guste.

¿Qué tamaño debe tener tu aparador vintage?

El tamaño del aparador vintage dependerá del espacio que tengas en el ambiente donde quieras ponerlo. Siempre recomendamos que antes de comprar el aparador tomes las medidas, esto parece algo obvio pero no siempre lo es y luego vienen los problemas que no entra donde iba a ir puesto o queda muy chico respecto al lugar en sí.

Entonces procura siempre tomar las medidas en lo posible con una cinta métrica, ya que a veces en nuestra mente visualizamos un espacio que luego no era de las dimensiones que pensábamos realmente. Si no tienes uno, puedes usar una regla o tus manos, ayudándote con tus dedos pulgar y meñique, que son de manera aproximada unos diez centímetros, pudiendo variar unos centímetros, por lo que recomendamos que por las dudas agregues unos centímetros mas a tu resultado de “calculo manual”.

Una vez que ya has tomado las medidas, lo único que falta es elegir de que tamaño quieres tu aparador vintage, según para que lo quieras utilizar lo más probable es que cambien los tamaños y modelos, ya que no es lo mismo un aparador cocina que lo queremos con un estilo vintage para guardar vajilla, manteles y copas, a un aparador salón también con un estilo rustico que lo queremos para apoyar el televisor, portarretratos y recuerdos que traemos de nuestros viajes o que nos regalan nuestros amigos.

¿Cajones? ¿Vitrinas? ¿Ambos?

Ahora bien, una vez que ya hemos elegido el color y el tipo de diseño, y también hemos elegido el modelo, nos queda por elegir como queremos en sí que sea el aparador vintage, ¿queremos que tenga solo cajones? ¿o también que tenga una vitrina? ¿vas a querer colocar tu televisor arriba del mismo? Porque de ser así también deberá tener un espacio para poder poner el mismo que no seria un problema ya que hay aparador salón vintage.

Ya si quieres cajones o vitrina o ambos, depende solo de ti y de tu gusto. Pero te aconsejamos que elijas aparadores más allá de lo que te guste, sino también de lo que te sea practico. Por lo general cuando se elige un aparador que tiene vitrina y cajones, los cajones están abajo y la vitrina arriba, es por lo que te recomendamos que en los cajones guardes cosas que no vas a utilizar tanto, ya que deberás agacharte un poco a buscarlas, y, en las vitrinas que están más altas, guardes cosas que usas cotidianamente o quieras ver como por ejemplo algún recuerdo, fotografía o souvenir.

No solo debes usar tu vitrina para guardar, puedes usarla también para exponer por ejemplo algún trofeo de tu hijo junto a un florero y en otro sector si guardar objetos o cosas que uses cotidianamente como por ejemplo si lo tienes en el salón, copas de cristal que solo uses en ocasiones especiales pero que quedan muy bonitas a la vista y decoran la habitación.

 

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)